Producción musical con Software Libre (II): Hydrogen Drum Machine

Empezamos con la serie de tutoriales sobre producción de audio bajo GNU/Linux que os presenté aquí y sobre la que ya hemos tratado las distribuciones que vienen preparadas con todas las herramientas necesarias.

La primera aplicación que nos va a ser de utilidad será Hydrogen Drum Machine, una caja de ritmos que, al estilo del conocido Fruity Loops, nos permitirá secuenciar percusiones: desde las más básicas baterías a auténticas “salvajadas de bongoses”.

Personalmente, no me desenvuelvo muy bien con este tipo de programas (uno es más de trabajar con partituras), pero Hydrogen Drum Machine también nos da la posibilidad de usar sus bancos de sonidos aún cuando la instrucción MIDI de la batería venga desde nuestro secuenciador favorito (esta forma de trabajar la veremos cuando hablemos de Rosegarden).

Muy bien, echémosle un vistazo:

En anteriores versiones, Hydrogen funcionaba en ventanas separadas. Se ve que hoy en día la gente no se da acostumbrado a beneficiarse de las ventajas de los escritorios mútiples así que programas como éste y GIMP (en breves) ya funcionan en modo de ventana única.

Vamos a verlo por secciones, de arriba abajo son:

1. Barra de transporte.

2. Editor de canción.

3. Editor de patrón.

4. Menu de instrumento y biblioteca de sonidos.

Analizaremos qué opciones tenemos en cada una de ellas y, finalmente, haremos un par de patrones básicos.

1. Barra de transporte.

Consta, de izquierda a derecha, de:

  • Indicador de tiempo.
  • Controles de reproducción, incluyendo un último botón para activar reproducción en bucle.
  • Conmutadores patrón / canción: para reproducir sólo el patrón que estemos editando o la combinación de todos los patrones organizados en el editor de canción.
  • Contador de pulsaciones (irrelevante en nuestro tutorial).
  • Controles de sincronización de tiempo con JACK.
  • Botones de acceso a las ventanas de mezclador e instrumento/bibliotecas de sonidos.
  • Debajo de estos dos últimos botones tenemos un panel azul que nos indicará el efecto de los botones que vayamos conmutando.

2. Editor de canción.

Cuenta con dos secciones:

La sección principal constituye la estructura del tema, en la que se nos marcan los patrones que vayamos añadiendo y, si pulsamos el botón bpm, podremos modificar la linea de tiempo (por si necesitamos cambios de tempo a lo largo de nuestra canción).

No sólo podemos hacer una secuencia de patrones, sino que también podemos superponerlos. Si quisiéramos, por ejemplo, añadir un patrón con un instrumento tipo melódico al patrón ya creado, esto sería una de las posibles soluciones.

En el lado izquierdo tenemos los patrones que vayamos creando. Una vez creado, podemos copiarlo (por si quisiéramos realizar variaciones y/o añadir instrumentos sobre este patrón) haciendo click derecho sobre su nombre y seleccionando copiar.

Cuando copiamos un patrón, nos pide asignar un nuevo nombre y una categoría. Es recomendable ir asignando las categorías, porque posteriormente podemos guardar estos patrones y, una vez hecho esto, aparecerán ordenados en la ventana de biblioteca.

Si hacemos click y arrastramos, cambiaremos el orden vertical de los patrones a nuestro antojo.

El resto es totalmente intuitivo: añadiremos patrones a la canción haciendo click sobre el lugar que queremos que ocupen, y los quitaremos haciendo click en el lugar ocupado.

3. Editor de patrón.

En el editor de patrón será donde más trabajemos habitualmente. Si sois percusionistas no tendreis mayor problema en desenvolveros con estas cosas y no os vais a enfrentar a nada nuevo. A todos los demás, atención:

Verticalmente se nos indican los instrumentos que forman parte de nuestro kit percusivo. Como en el editor de canción, estos se pueden organizar verticalmente sin mayor problema. También podremos eliminar los que no pensemos utilizar y nos incordien a la hora de editar el patrón.

Lo primero que nos indica la ventana es el conjunto de sonidos utilizados (por defecto GMkit) y el nombre del patrón que estemos editando. Los sonidos pueden ser cambiados y/o añadidos desde la ventana de bibliotecas, que veremos en el próximo punto.

Siguiendo hacia la derecha, tenemos las siguientes opciones:

  • Tamaño de compás (en semicorcheas): por defecto está en 8 (compás de 4/4).
  • Resolución de la rejilla: en qué golpes subdivide el patrón (por defecto también en semicorcheas).

Las resoluciones con una T indican que son tresillos (1 tresillo de corchea -8T- indica que esas tres notas ocupan el tiempo de dos corcheas).

A el que escribe, esta forma de trabajar le parece un ******, pero ya os enseñaré a comandar Hydrogen desde un secuenciador externo 😉

  • Escuchar: nos permite escuchar (o no) el sonido cada vez que incluímos un golpe de instrumento.
  • Cuantizar: aproxima las notas introducidas al lugar exacto donde deberían de ir. Esta opción sólo es útil cuando estamos introduciendo las notas desde un instrumento MIDI externo.

La idea de la cuantización es corregir los pequeños fallos que el músico tiene en su ejecución, acercando las notas a donde deberían de estar.

  • Los tres siguientes controles son para la creación de líneas melódicas (porque también podemos hacerlas en este programa).

Esto se aleja del fin de este artículo, así que no voy a explicar como hacerlo, ya he mostrado mi preferencia a trabajar sobre partitura para estas cosas, así que las realizaremos desde Rosegarden o MuSE.

  • Conmutador percusión/instrumento: para indicar que trabajamos con un instrumento percutivo o melódico.
  • Menú nota: para indicar duración de la nota, paneo MIDI, etc…
  • Conmutador Piano-Roll/Drumkit: por si preferimos ver notas o “golpes”.

4. Ventana de instrumento y biblioteca de sonidos.

Esta ventana se divide en dos secciones:

Instrumento: sección dedicada en exclusiva al sonido real de cada instrumento. Podemos modificar ganancia, nota, resonancia, etc…

Los sonidos pueden ser multicapa (con la finalidad del realismo, se mezclan diferentes sonidos para el mismo golpe). Esto permitiría que el instrumento sonara diferente según la intensidad del golpe.

Esta parte daría para un tutorial más avanzado, así que no vamos a tocarla por el momento.

Biblioteca: desde aquí podemos invocar los diferentes bancos de sonidos para Hydrogen que tengamos instalados, así como los patrones que hayamos guardado o obtenido de otros usuarios.

Para ello, nada más fácil: click derecho, “cargar”.

También podemos coger sonidos de cada uno de estos bancos, quedándonos con los que más nos gusten, y salvarlos en un banco de sonidos propio.

5. Creando nuestro primer ritmo con Hydrogen.

Para entenderlo, crearemos un par de patrones muy simples, el resto ya es cosa vuestra. Vamos a hacer una entrada de palos de batería marcando el tiempo y luego un ritmo típico de “locomotora”.

  1. Click derecho en el instrumento “click” (palo de batería) > Llena notas > Llena notas ¼
  2. Le damos a “play” en la Barra de transporte y escucharemos el patrón.
  3. Seleccionamos el patrón 2 en el Editor de Canción.
  4. Kick” (bombo) > Llena notas > Llena todas las notas.
  5. Snare Jazz” (caja de jazz) > Llena notas > Llena notas 1/4.
  6. Closed HH” (charles cerrado) > Llena notas > Llena notas 1/2.
  7. En el instrumento “Crash” (plato crash), hacemos click en el golpe justo anterior al final del compás.
  8. Para darle algo más de realismo, pensamos en la posición del batería tocando el ritmo. Pensamos que donde más podría fallar sería en la caja o en el charles. Como hay bastantes golpes de charles, vamos a decirle al programa que la intensidad de estos golpes sea aleatoria.

Closed HH” > Intensidad aleatoria.

Veremos que las barras verticales del inferior de la ventana han variado unas respecto a otras. Estas nos indican la intensidad de cada uno de los golpes del charles (intensidad que podemos variar a nuestro antojo).

Finalmente, para secuenciar los dos patrones creados en una canción, hacemos click donde coinciden el número 1 y el patrón 1 en el Editor de Canción, y donde coinciden el número 2 y el patrón 2. Seleccionaremos el botón “canción” en la barra de transporte, y ya podemos escuchar la secuencia.

Haciendo doble click en cada patrón, podremos cambiarles el nombre.

Como deberes, os propongo investigar de lo que hablaré en la próxima entrega de Hydrogen, ya que son cosas bastante intuitivas.

  • Exportar a MIDI o Wav (Menú proyecto).
  • Importar biblioteca de instrumentos (Menú Instrumento). Teneis varias que se descargan directamente desde ese menú.
  • Mezclador (Menú Herramientas).
Anuncios

Acerca de Gaius Baltar
Aficionado a la tecnología informática desde que un MSX pasó por casa y apasionado defensor del Software Libre como religión para unir a los pueblos. Es Gaius Baltar al fin y al cabo, y tiene derecho a equivocarse. Cuando se aburre, redacta y gestiona los contenidos en diversos blogs subculturales.

6 Responses to Producción musical con Software Libre (II): Hydrogen Drum Machine

  1. Pingback: Qtractor DAW: Creando un proyecto multipistas por defecto « El chalé de Gaius Baltar

  2. Pingback: Producción Musical con Software Libre (V): Qtractor como Secuenciador MIDI y conexiones. « El chalé de Gaius Baltar

  3. Pingback: Producción Musical con Software Libre: Recapitulación « El chalé de Gaius Baltar

  4. Pingback: AV Linux (III): Recursos “extra” incluídos « El chalé de Gaius Baltar

  5. Pingback: “Usando JACK Audio Connection Kit”, de Glen MacArthur « El chalé de Gaius Baltar

  6. Pingback: Ardour 3: El Editor « El chalé de Gaius Baltar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: